lunes, 11 de junio de 2018

Curarse,..


Ciertamente que no hay,…
formulas, pócimas mágicas,.., runas, mantras,..

Que puedan erradicar el derrotismo,.., la obscuridad,…
el mutismo,…

Se requiere un mínimo atisbo de poquita bondad,.., y fe,…

Nada extraordinario,.., básica,.., elemental,.., percepción,..
una noción apenas casi imperceptible,..
del vuelo de una libélula,.., y si no puedo imaginar,..
el de una mota,.., como se desplaza en el aire,..
llevada en vaivén y sincronía,.., no puede menos,..
ella no puede resistir ese acarreo,..

Asi el alma,.., hay que dejarle libre,.., que ella solita se extienda,..
se explaye,…

Evitar darle una tarea, un script,.., un check list,..
hoy tienes que sonreír,.., hoy tienes que dudar,..
tan solo dejarle que vibre,.., que termole como ella desee,..

¿Quiere llorar?,.., que llore,.., mecemos su cabello,..
apapachemos su éter,.., tengámosle bondad,.., limpiemos sus lágrimas,..

¿Quiere decir, reclamar algo?,.., dejémosle que lo haga,.., que lo exprese,..
si ello se contiene, se convierte en veneno que mata,.., aniquila,..

Llegara el momento en que comprenderá,.., que nadie de fuera le debe nada,..
que la vida,.., tampoco,.., ni Dios,.., ni el maldito siquiera,..
tenemos el poder de autosanarnos,..

Ya hasta aquí,.., he aprendido que estas cosas,.., solo deben darse como
pequeñas gotas,.., solo así,..