viernes, 30 de marzo de 2018

Reflexiones ad hoc,..


Y ciertamente que es en estos momentos tan aciagos,..
tan terriblemente desiertos de tantas cosas,.., de entidades y de sueños,..
de avatares religiosos hace tiempo ya perdidos,.., no encontrados,..

Que ya no tengo ningún deseo de “buscarles”,.., ya me encontraran en el sendero
obscuro o brillante lleno de pulsares o de estrellas rutilantes,..

Donde mi alma pueda viajar, por fin libre de tanto cargar este cuerpo miserable,..
esta carne impía,.., temerosa,.., lleno de verrugas y de andrajos sinuosos,..
pobres,.., la mísera condición humana,.., quizás la única que he poseído realmente,..

Que allí me encontré tantas veces,.., postrado por tantas cosas,.., obligado si,..
a la derrota inminente de tantas “fallas” de soberbia y de autosuficiencia,..
de apegos pretensiosos,.., de filias inexistentes,.., porque ahora lo sé,..
nada que no posea me será concedido,…, silencio,…, silencio,…